Los hosteleros de Málaga ofrecen su “máximo compromiso” cumplendo con las medidas de seguridad y piden apoyo institucional

La Asociación de Hosteleros de Málaga (Mahos) ha expresado el “máximo compromiso” de todo el sector con las medidas de seguridad higiénico-sanitarias y de distancia social que impone el pase a la fase 1 de la desescalada” desde este lunes 18 de mayo y ha considerado que este avance “no será suficiente”, por lo que ha instado a que “para la recuperación de una actividad económica clave, se hacen necesarias nuevas medidas de apoyo fiscales y tributarias que permitan la supervivencia de miles de empresas en el conjunto de la provincia”.

Han recordado que la fase 1 permitirá abrir terrazas de restaurantes y bares desde este lunes con las restricciones conocidas del 50 por ciento del aforo. “Tras más de dos meses cerrados, con pérdidas superiores a 500 millones de euros y una afectación prácticamente general de los más de 80.000 empleados que mantiene este sector, la decisión de muchos ayuntamientos de la provincia de permitir la ampliación de terrazas aliviará, en parte, la vuelta al trabajo”, han precisado.

Sin embargo, desde Mahos no prevén una apertura general “al menos en los primeros días”, en la línea de otras provincias andaluzas que sí pasaron a fase 1 el pasado día 11, donde se han registrado porcentajes de alrededor del 20 por ciento, han señalado a través de un comunicado. “La posibilidad de permanecer en ERTE de fuerza mayor total para las empresas que no inicien la actividad puede provocar una espera a la fase 2, cuando se podrá disponer también de parte del interior de los establecimientos”, han indicado.

No obstante, de cara a la reapertura, desde Mahos han apelado “a la responsabilidad de los empresarios y a la observancia de las reglas establecidas de separación de mesas, distancia social e higiene; de protección de los trabajadores, y de vigilancia para evitar aglomeraciones”.

En este sentido, la Asociación de Hosteleros está convencida de que “los criterios sanitarios serán respetados en el conjunto de la provincia, de manera que los empresarios del sector demostrarán una responsabilidad colectiva fuera de duda”.

Al respecto, han indicado que Mahos “no amparará comportamientos que incumplan las normas y que puedan arrojar una imagen equívoca de la actividad que más empleo genera en la provincia de Málaga, ya que defiende que la recuperación económica se logrará por el camino de la normalización sanitaria”.

“No es necesario ponderar el peso de la industria turística en el conjunto de Andalucía, y aún menos en Málaga. Hablamos de 3.000 millones de euros en el producto interior bruto de la provincia. Y, en lo que respecta a la hostelería, destaca la citada cifra de 80.000 empleos anuales, con picos de 100.000 según las estadísticas oficiales”, ha recordado, apuntando que esto significa que “dos de cada tres puestos de trabajo que se crean en el turismo los fabrica y mantiene la hostelería”.

RECOMENDACIÓN A LOS EMPRESARIOS: NO PRECIPITARSE

Ante la posibilidad de reabrir este lunes, la Asociación de Hosteleros de Málaga ha transmitido al conjunto del sector una serie de recomendaciones que pueden ayudar a que no existan precipitaciones a la hora de retomar el negocio. Se trata de consejos sobre la incorporación de personal de los ERTE en los que se encuentran, adquisición de equipos de protección y observancia de los requisitos impuestos por las autoridades.

Así, desde Mahos han recalcado que “es la empresa la que decide si el ERTE por fuerza mayor al que está acogida se queda en total porque decide no iniciar la actividad o pasa a parcial porque decide iniciarla, en virtud de la fase de desescalada. Han aclarado que el ERTE total tiene el 100 por cien de exoneración de seguros sociales hasta el 30 de junio, “por lo que es adecuado que si un empresario no tiene clara la viabilidad de su negocio en fases iniciales, espere más tiempo”.

También han considerado importante recordar que una vez que el empresario inicie la actividad con la incorporación de al menos un trabajador del ERTE, “este pasa de ser total a ser parcial”. “Ya no se podrá volver a ERTE total, pero sí se puede desafectar rescatar del ERTE parcial al número de trabajadores que se considere y también volver a afectarlos es decir, volver a incluirlos en el ERTE parcial si se precisa, por falta de actividad”, han precisado.

Desde Mahos han aclarado que las exoneraciones de seguros sociales “entran por día y no por fases”; es decir, “si se rescata a uno o varios trabajadores por primera vez, por ejemplo, el 23 de mayo, se aplican exoneraciones totales (100%) hasta el 22 de mayo, incluido; y parciales desde ese día; y no desde el inicio de la fase en vigor, el 18 de mayo”.

Por último, han manifestado que en el caso de que un negocio reabra y sólo comiencen a trabajar en él autónomos por ejemplo los propietarios, sin reincorporar a ningún trabajador del ERTE, éste seguirá siendo total”.

Translate »