Juanma Moreno presidente de la Junta de Andalucía

El líder del PP-A, Juanma Moreno, ha jurado este viernes el cargo como presidente de la Junta de Andalucía para la XI Legislatura, en un acto multitudinario en el que ha estado arropado por su familia, así como por el actual presidente del PP, Pablo Casado, y su antecesor en el cargo y exjefe del Ejecutivo nacional, Mariano Rajoy.

Moreno es el primer presidente de la Junta de Andalucía que no pertenece al PSOE en los 37 años de autonomía. Se trata de un cambio histórico, y el PP se volcó en la ceremonia de toma de posesión más multitudinaria que se haya vivido en el Parlamento. Pero junto a la necesidad de combatir el paro, principal problema de la comunidad, el discurso del nuevo presidente autonómico tuvo una clara clave nacional y reivindicador de la unidad territorial.

“Vamos a defender España ante cualquier embate. Esta presidencia mantendrá una beligerancia activa con quienes quieren trocear nuestro país y dividir a los españoles”, aseguró, para explicitar a continuación su compromiso con “con la unidad de España y su integridad territorial, con sus instituciones democráticas, su monarquía y sus símbolos”, dijo. Unas palabras muy del gusto de sus nuevos apoyos parlamentarios, la formación de ultraderecha Vox, que incluye unas referencias similares en su programa electoral.

A sus 48 años, Juanma Moreno lleva media vida en política. Nació en Barcelona, dado que sus padres emigraron a Cataluña, pero volvió siendo todavía niño a Andalucía. Además, es titulado en Protocolo y Relaciones Institucionales en la Universidad Camilo José Cela. Sus primeros pasos en la primera línea de la política fueron en el equipo de Celia Villalobos en Málaga. Con solo 24 años fue concejal de la ciudad. También ocupó la presidencia de Nuevas Generaciones y coordinó la política autonómica junto a otro de sus valedores, Javier Arenas.
No fue hasta 2014 cuando relevó a Juan Ignacio Zoido como presidente del PP andaluz. En las elecciones del 2 de diciembre, el PP logró 33 escaños, siete menos que en 2015, pero suficientes como para sumar fuerzas con Cs y posteriormente con los 12 de Vox, que han servido de apoyo externo, puesto que la formación de Santiago Abascal no formará parte del nuevo Ejecutivo, en el que el vicepresidente será el candidato naranja, Juan Marín. El principal órdago lanzado por el PP andaluz para ir contra el PSOE han sido los casos de corrupción en los que los responsables de la Fundación Andaluza Fondo de Formación y Empleo (Faffe) gastaron, a través de tarjetas con dinero público, cerca de 32.000 euros en fiestas en prostíbulos.

 

 

Translate »

Compare