El alcalde de Málaga visita la exposición de homenaje a los 40 años de Danza Invisible junto a la banda

Francisco de la Torre, Javier Ojeda, Chris Navas, Manolo Rubio y Antonio Luis Gil han paseado por la Alameda Principal.

El alcalde de Málaga, Francisco de la Torre, ha visitado esta mañana la exposición de Brisa Festival, que rinde homenaje a Danza Invisible, junto a los componentes de la banda: Javier Ojeda, Chris Navas, Manolo Rubio y Antonio Luis Gil. Durante su paseo por la Alameda Principal, lugar donde está instalada la muestra hasta el próximo 4 de julio, han compartido anécdotas de estas cuatro décadas de los músicos en activo.

Al acto también han asistido la concejala de Servicios Operativos del Ayuntamiento de Málaga, Teresa Porras, la directora general del Área de Cultura, Susana Martín, la primera teniente alcalde del Ayuntamiento de Torremolinos, Marta Huete, y el director territorial de Andalucía Oriental de CaixaBank, Juan Ignacio Zafra.

‘Danza Invisible es un grupo malagueño con una proyección nacional e internacional, y es un orgullo para Málaga que celebren sus 40 años. Nos parecía que esta exposición en la Alameda, en un espacio nuevo, era un acto interesante para recordar esta aportación de Málaga a la música, a través de ellos, en estas cuatro décadas’, ha declarado el alcalde, Francisco de la Torre.

La exposición, que está ubicada en la Alameda Principal, entre Tomás Heredia y calle Córdoba, recorre los cuarenta años de la trayectoria musical de Danza Invisible en cada una de sus fases: desde sus inicios en 1982 en el sótano de El Capote, pub inglés propiedad del padre de Chris Navas, bajista del grupo, hasta los primeros conciertos en el Hardy’s de Torremolinos y el salto a Málaga capital en los comedores universitarios, junto a otros grupos de la ‘new wave’ malagueña como Cámara, Krazy Boys y Spray.

La selecta colección de fotos de esta muestra también recoge la llegada de la banda a Madrid, donde grabaron su primer maxi single, tras resultar ganadores en un concurso de maquetas y la actuación en la mítica sala Rock-Ola. En la capital comienzan su camino al éxito, formando parte de la movida madrileña, llegando a liderar su propia ‘movida’ en la Costa del Sol. Después de giras por toda España, de grabar en Manchester y de conseguir el disco platino al vender más de 120.000 copias, se puede confirmar que Danza Invisible es la formación malagueña que más éxito ha cosechado en la música española, llevando siempre por bandera Málaga y la Costa del Sol.
‘No existe ningún precedente de una banda que esté recibiendo un homenaje, como estamos recibiendo nosotros. Nos sentimos muy satisfechos por todas las muestras de cariño. Esto también puede servir de fuente de inspiración para que Málaga, aparte de ser una ciudad cultural y museística, que ya lo es, se convierta en un referente musical para todo el país’, ha añadido Javier Ojeda, miembro de Danza Invisible.

Cuarenta años después, Danza Invisible sigue siendo una banda referente en la escena nacional y continúa inspirando a las nuevas generaciones. Por todo ello, los próximos 1, 2 y 3 de julio Brisa Festival celebrará su segunda edición en la Plaza de Toros de La Malagueta, poniendo en el centro a la banda creadora de himnos como Sabor de Amor o Sin Aliento. Cada concierto de los diferentes grupos participantes tendrá su guiño al grupo que revolucionó el panorama musical malagueño en los años 80.  

Brisa Festival tiene carácter solidario, colaborando con Cruz Roja una edición más, y cuenta con el apoyo del Ayuntamiento de Málaga y de la Diputación Provincial de Málaga; el patrocinio de Cervezas Victoria, Málaga de Moda marca de la Diputación de Málaga, Costa del Sol, Soho Boutique Hotels, CaixaBank, OPPLUS, El Corte Inglés, BMW Automotor, Muelle Uno, Famadesa, Maskom Supermercados, Navarro Hermanos, Foreworth y Grupo Cabello/ Cabberty.
Toda la información a través de la web: www.brisafestival.com, o en sus redes sociales.

Translate »