Cecilia Roth: “Almodóvar y Zulueta eran nuevos, libres y novedosos, por eso me atrajeron”

Los recuerdos de los inicios de su carrera en España, su relación de ida y vuelta con Argentina y sus proyectos pasados y presentes con algunos de los directores más relevantes a uno y al otro lado del charco, han marcado el encuentro entre Cecilia Roth, Premio Retrospectiva – Málaga Hoy, y el director del Festival de Málaga, Juan Antonio Vigar, que se ha celebrado hoy en una abarrotada sala Fórum del hotel AC Málaga.

Vigar ha recordado sus celebrados trabajos con Iván Zulueta y Pedro Almodóvar. “Me atraían sus universos tan particulares. Eran nuevos, libres y novedosos”, ha dicho Roth, subrayando el concepto de libertad. “El arte es la libertad de creación, no ponerse límites, no autocensurarse, ir al fondo de uno mismo”, ha recalcado la actriz.

El director del Festival de Málaga también se ha interesado por la fructífera relación de Roth con Adolfo Aristarain. La actriz ha recordado que conoce al director argentino desde el casting de su primera película, cuando tenía solo 16 años, y que hoy en día forma parte de un particular “comité de amigos en la Argentina que le estamos insistiendo en que vuelva a rodar”. “Llevamos una larga amistad y una larga experiencia en esta aventura del cine, por eso extraño mucho a Adolfo como director, todos los extrañamos”, ha admitido.

La actriz también ha tenido un momento para la reivindicación cuando una periodista le ha preguntado por la situación de la mujer en la industria. “Las mujeres seguimos luchando con sororidad para que haya verdaderamente un cambio delante y detrás de las cámaras. No hay igualdad ni desde el punto de vista económico ni desde el punto de vista del volumen de historias y personajes. Son más todavía las historias de hombres en las que el personaje de la mujer apoya la historia del varón”, ha lamentado.

Sobre el conjunto de su trabajo ha reflexionado: “Creo que he tenido la suerte de estar en el lugar indicado en el momento indicado y me siento muy agradecida por eso. Haber conseguido ser actriz es la materialización de un deseo infantil. La palabra ‘carrera’ no me gusta mucho. Me gusta mucho más pensar en una suma de trabajos y oficios que forma parte de la vida”.

Roth vive a caballo entre Argentina y España y precisamente ha regresado a nuestro país para participar en el rodaje de la película Dolor y gloria de Pedro Almodóvar y en la serie de Movistar+ El embarcadero.

CHICA ALMODÓVAR Y MUCHO MÁS

Nacida en Buenos Aires, Cecilia Roth se instaló en España a finales de los setenta donde rodó Las verdes praderas de José Luis Garci; La familia, bien gracias de Pedro Masó; El curso que amamos a Kim Novak, de J. Porto, y Arrebato, de Iván Zulueta.

En 1980 comenzó su relación con Pedro Almodóvar con el que rodó Pepi, Luci, Bom… y otras chicas del montón, a la que seguirían Laberinto de pasiones; Entre tinieblas; ¿Qué he hecho yo para merecer esto? y Todo sobre mi madre.

En 1998 se convirtió en la primera actriz no española ganadora del Premio Goya como Mejor Actriz por su papel en Martín H de Adolfo Aristarain. Por su papel en la película Todo sobre mi madre de Pedro Almodóvar, ganadora del Premio Oscar como mejor Película Extranjera, obtuvo en 1999 nuevamente el Premio Goya como Mejor Actriz.

Ha participado en las películas El jardín secreto de Carlos Suárez, Deseo de Gerardo Vera, Segunda piel de Gerardo Vera, Los amantes pasajeros de Almodóvar, Matrimonio de Carlos Jaureguialzo o Una relación pornográfica de Philippe Blasband, entre muchas otras, además de en proyectos de teatro y televisión en España y Argentina.

Translate »

Compare