14 años cumple ‘Afirmando los derechos de las mujeres’, ciclo pionero en el sector

El cortometraje ‘Sorda’ ha contado con la interpretación de la cinta en lengua de signos

La sección ‘Afirmando los derechos de las mujeres’ ha arrancado su decimocuarta edición en el Festival De Málaga con seis propuestas cinematográficas que giran en torno a historias protagonizadas por mujeres. Una cuidadora de chimpancés en el Congo, una campeona de windsurf, el grupo activista Femen, la vida de la primera fotógrafa vasca, los problemas de comunicación de una persona sorda y una huelga de mujeres en Argentina son los temas que se han tratado en los documentales proyectados durante esta primera jornada.

La tarde ha comenzado con la película Desobedientes: la historia de FEMEN en España, dirigida por Lara Alcázar y Reichel Navarrete, también protagonistas de la cinta junto a sus compañeras de Femen. Este es el primer documental del movimiento feminista en España y ha sido grabado y producido por las propias activistas.

“Es una forma de contar una historia más allá de los titulares. Contar nuestra experiencia nos corresponde a quienes pertenecemos al grupo”, ha puntualizado Alcázar. Con esta pieza Femen pretende profundizar y dar a conocer la verdadera cara del activismo, según han resaltado.

El punto diferenciador de la tarde ha llegado con ‘Sordas’, un proyecto dirigido por Nuria Muñoz-Ortín y Eva Libertad, que han acercado al auditorio del Centro Cultural MVA la realidad de las personas sordas con un público mayoritariamente sordo. “No estamos acostumbradas a que los festivales lleguen a las personas y poder verlas entre el público nos llena de alegría”, ha destacado la directora, quien ha aplaudido la presencia de un intérprete de signos durante la proyección de la película.

A la directora le une un vínculo especial con la sordera a través de su hermana, que fue el punto de partida para la creación del guión de la película. “Este cortometraje nació cuando Nuria, mi hermana, se planteó ser madre y me transmitió sus miedos. Esos miedos son el núcleo dramático de este corto”, ha comentado Muñoz-Ortín.

También se ha presentado en la tarde del miércoles la primera obra como director de Pablo Ramírez, ‘Daida back to the ocean’, que nos sumerge en la historia de la campeona de windsurf, Daida Ruano Moreno, en su lucha contra el cáncer. “Este documental es un film que nace con un fin benéfico ya que todos los fondos recaudados se destinarán a la AECC”, ha explicado su director.

Otro de los proyectos exhibidos ha sido ‘Mama’, de Pablo de la Chica, ganador del Goya al mejor corto documental 2022. En el cortometraje se narra la relación entre Mama Zawadi y sus bebés chimpancés en el Santuario de Rehabilitación de Primates de Lwiro, en el Congo, considerado el lugar más violento para las mujeres en el mundo. De la Chica ha apuntado que esta cinta habla del amor incondicional como terapia para las heridas de la guerra.

Completa la sesión inaugural ‘Norberaren gela (Una habitación propia)’, en la que Ainhoa Urgoitia Santamaria y Enrique Rey Monzón establecen un diálogo con la obra y vida de Eulalia de Abaitua, considerada la primera fotógrafa vasca. El final de la jornada lo ha puesto ‘Las picapedreras’, una pieza que viaja a la rebelión de la Huelga Grande de Tandil, en la Argentina de principios del siglo XX.

Agencia De Publicidad, Comunicación, Fotografía Y Diseño Gráfico

Tarifa
2022

Periódico Digital de Málaga
Servicios publicitarios online

Translate »